Calp pone en marcha el plan “Resiste” con ayudas de emergencia COVID19 y prepara ayudas al tejido comercial

Martes, 14 Abril, 2020 - 21:15

En el pleno de hoy  celebrado telemáticamente  el gobierno ha presentado el Plan Resiste que contempla tanto ayudas de emergencia social como ayudas al tejido comercial para paliar los efectos del Covid19 en el municipio.

Por una parte, se ha ratificado el decreto de alcaldía  que aprueba la modificación presupuestaria que permitirá destinar hasta un millón de euros a los Servicios Sociales municipales. De este montante, los primeros 100.000 € se están destinando ya a las ayudas de emergencia social COVID19, ayudas directas para personas sin recursos para afrontar  gastos de alimentación y de productos farmacéuticos y de higiene.

Además se ha ampliado la plantilla de Servicios Sociales con  4  personas más para el Servicio de Atención a Domicilio y se ha reestructurado el departamento  para dar  respuesta a las necesidades surgidas.

En cuanto a las medidas económicas, en el pleno se ha planteado a través de una modificación presupuestaria,  la reserva de 830.000 euros para ayudar al tejido productivo, enfocado al comercio local calpino mediante  subvenciones directas o subvencionando   los tributos municipales. Aunque todos los grupos  políticos  se han mostrado de acuerdo con la medida, se ha decidido dejar en suspenso la aprobación y reservar esta cantidad a la espera  de la respuesta de Consellería sobre la competencia y la no duplicidad de las bases de las ayudas  propuestas por el Consistorio.

A estas medidas se suma la aprobación  de las bases que regirán las ayudas para la vivienda de  habitual  de pensionistas y desempleados de larga duración. Se trata de subvencionar el IBI de la vivienda habitual del año anterior a la convocatoria con el fin de que no suponga un agravamiento de las condiciones de vida de las personas que sufren una situación económica desfavorecida.

La ayuda será como máximo del 75% del importe pagado de la cuota del IBI con un límite de 400€ por persona beneficiaria. Dicho importe será incrementado en un 10% en caso de personas con discapacidad o miembros de la unidad de convivencia con discapacidad, víctimas de violencia de género o familia monoparental. En este punto, el portavoz de Compromís, Ximo Perles, ha señalado  que “esta medida no se completa con ayudas al alquiler de vivienda, se subvenciona al que tiene propiedad pero  al que no tiene propiedad no se le subvenciona”. También el portavoz del PSPV-PSOE ha añadido que “en Calp existe necesidad de vivienda social, en estos momentos no hay ni una y esto sí es competencia municipal”.

Por otra parte el pleno ha aprobado adoptar un acuerdo en relación a la ordenanza de condiciones acústicas, que prohíbe todo tipo de obras de urbanización y construcción  de uso residencial en el mes de agosto, para poder paliar los efectos  que el estado de alarma y la paralización de las obras  están teniendo en el sector de la construcción de la localidad. De este modo, se permitirá la ejecución de obras en el mes de agosto entre las 9 y las 15 horas con el objetivo de compensar  al sector por la paralización de su actividad.

Además se ha aprobado la modificación de la ordenanza municipal de  circulación con el fin de regular el uso de vehículos de movilidad personal, estableciendo las normas de circulación  aplicables y su uso en vías urbanas, las normas generales aplicables y el régimen sancionador al respecto. También se han aprobado las bases para la concesión de ayudas para la rehabilitación de fachadas.

El grupo municipal Defendamos Calpe ha realizado varias  propuestas, la primera de ellas, según su portavoz Paco Quiles,  supone “eliminar del presupuesto municipal las inversiones no urgentes y destinarlo a  los trabajadores temporales de verano, se trata de que no se quede nadie atrás, de ayudar a los trabajadores estivales propios del modelo turístico del municipio”. Aunque la propuesta ha sido respaldada por los grupos de la oposición, el gobierno no la ha apoyado y  ha señalado que  “no tenemos competencia para otorgar ayudas en función  del tipo de contrato de trabajo y hemos focalizado  las ayudas de otra manera”.

Otra de las propuestas de Defendamos Calpe que tampoco ha prosperado ha sido la de reducir las retribuciones de concejales y asesores un 30% durante  seis meses. Al respecto la alcaldesa, Ana Sala, ha señalado que “reducir  nuestro sueldo supone que ese dinero vaya a la caja única, no podremos destinarlo a ayudar directamente. Nosotros estamos haciendo donaciones particulares a Cáritas y Cruz Roja que son las ong’s que están trabajando en Calp.” También Ximo Perles ha anunciado que el grupo Compromís ha realizado una donación a Cruz Roja y en el mismo sentido se ha manifestado el portavoz socialista Santos Pastor. Juan Manuel del Pino ha  afirmado que  “ahora mismo el mejor ejemplo es nuestro trabajo y que cada uno ayude en la medida de sus  posibilidades”. Toni Tur, de Defendamos Calpe, ha  añadido que “para evitar la desafección ciudadana respecto a los cargos públicos, nosotros lo que pretendíamos  es trasladar una  respuesta institucional”.

 

Sí que ha prosperado la  propuesta de Defendamos Calpe de crear un equipo multidisciplinar compuesto por técnicos del Ayuntamiento y asesores independientes para establecer un plan económico de desarrollo, reconversión y reconstrucción para el municipio de Calp que acelere la recuperación del tejido empresarial.