FGV invierte 13,4 millones de euros en renovar la línea del tren entre Calp y Altea

Lunes, 12 Enero, 2015 - 15:00

Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) ha concedido licencia para las obras del proyecto de construcción y renovación de vía y acondicionamiento de la Línea 9 de la red TRAM, es decir, el tramo que va de Altea a Calp. El proyecto se enmarca en el Plan de Modernización de esta misma línea, que va de Benidorm a Dénia. El objetivo es garantizar la calidad del servicio y ponerlo al día de manera que tenga los mismos estándares que el resto de la red TRAM, que es la red de transporte ferroviario del área metropolitana de Alicante.

 

Las actuaciones prevén una inversión de 13, 4 millones de euros y se llevarán a cabo a lo largo de un año. El proyecto incluye la renovación integral de la superestructura de la vía, acondicionamiento completo de la infraestructura existente y mejora de algunos aspectos como la sustitución de tableros, aumento de gálibo en túneles, mejora de la plataforma y el drenaje, mitigación de riesgos geológicos en taludes de trincheras y terraplenes, mejoras en la obra civil para soporte de instalaciones de señalización y comunicaciones, y acondicionamiento de las estaciones.

 

Gracias a estas inversiones, el TRAM de Alicante contará con una red completamente renovada y que cumplirá modernos estándares de explotación. Las actuaciones redundarán en una mayor seguridad y confort en el trayecto, una gestión del tráfico ferroviario óptima y un mantenimiento más eficiente.

 

La línea consiste en una vía única sin electrificar que une Benidorm y Dénia. A lo largo de sus 50,8 km el conocido trenet da servicio a los municipios de Alfàs del Pi, Altea, Calp, Benissa, Teulada y Gata. El trenet, ahora integrado en la red metropolitana de Alicante, TRAM, transportó un total de 733.982 viajeros en 2013.